Facebook
Twitter
Youtube
Flickr
Linkedin
Instagram
SoundCloud
Newsletter
Contacto
Inicio / Actividades / Otras actividades / Tu pulso, tu vida

1ok

En España se producen cada año cerca de 130.000 ictus y un 15% de ellos está provocado por la fibrilación auricular, la arritmia más frecuente. El simple gesto de controlar el pulso periódicamente a partir de los 40 años, haciéndolo diariamente a partir de los 60, permitiría detectar precozmente este tipo de eventos cardiovasculares, y podría reducir el riesgo de padecer un ictus si el paciente se somete al tratamiento adecuado.

La forma más habitual de tomarte el pulso es:

1. Sentarte en una zona tranquila.

2. Identificar el lugar donde notes mejor tu pulso al presionar ligeramente con dos o tres dedos: en el interior de la muñeca, en el interior del codo o en la parte anterior y lateral del cuello.

3. Observar si los latidos son regulares o irregulares.

4. Medir tus pulsaciones, es decir, el número de pulsos por minuto: cuenta los latidos durante 30 segundos y multiplica el resultado por 2.

Es importante realizar este procedimiento una vez al día, independientemente de si tu pulso ha sido regular en todas tus mediciones.

Imagen_de_toma_de_pulso

¿Cuándo hay que consultar con un médico?

  • Cuando notes el pulso irregular de forma repentina.

  • Si tu pulso es tan irregular y rápido que no puedes medirlo.

  • Si tu pulso se enlentece a menos de 50 latidos por minuto sin ninguna razón conocida.

  • Si tus pulsaciones están por encima de 110 latidos por minuto.

  • Y, sobre todo, si tu pulso irregular, tanto lento como rápido, te provoca náuseas, mareos, sudoración, palpitaciones, en definitiva, si te sientes mal.

Recuerda que, si las pulsaciones son claramente más rápidas que en mediciones anteriores, las causas pueden ser por ejemplo un resfriado (la fiebre), haber realizado algún ejercicio físico o algún medicamento.

Además de controlar el pulso cotidianamente, los expertos recomiendan seguir una dieta sana, no fumar, eliminar el alcohol y realizar actividad física moderada de forma regular y evitar situaciones de estrés.

¿Y si ya estás tratando tu fibrilación auricular con un anticoagulante oral?

La población general está cada vez mejor informada y se preocupa más por su salud. Conoce la importancia de mantener el colesterol a raya o que la tensión arterial se debe mantener en un rango adecuado. Sin embargo, cuando se habla de anticoagulación, a pesar de ser un tratamiento que en nuestro país lo toman más de 800.000 personas, no siempre se conoce cuáles son los niveles adecuados, las consecuencias de no alcanzar estos niveles y, lo más importante, que existen alternativas que ayudan a asegurar un buen control. Por estos motivos, la iniciativa ‘La salud del paciente, por delante’ y Bayer, con la colaboración de la Fundación Española del Corazón (FEC), buscan concienciar a la población sobre la importancia de la anticoagulación y el buen control de este tipo de tratamiento.

Bayer_Xarelto_TPTV_Banner_04_600x80

Pese a los controles periódicos,un 16,5% de los pacientes anticoagulados o bien no conoce el INR o no sabe cuál es el rango en el que debería estar, y el 21,8% no conoce las consecuencias que conlleva no alcanzar el rango, una situación muy preocupante si se tienen en cuenta que si los valores de éste índice están por encima de 3 se vincula a un mayor riesgo de sangrado, mientras que si se encuentran por debajo del 2 se asocia a un alto riesgo de ictus.

Bayer_Xarelto_TPTV_Banner_05_600x100

Date de alta a la newsletter de la Fundación Española del Corazón y recibe un ejemplar gratuito del e-book “Pregunta al experto“

Respetamos tu privacidad y no compartiremos tus datos.